Blog

Tratando su foliculitis

La foliculitis es una afección extremadamente común, que a menudo se observa en la cabeza, los hombros, las piernas y la parte superior de la espalda. Sin embargo, en realidad hay bastantes tipos diferentes de foliculitis, pero todos están marcados por la irritación (hinchazón) de los folículos pilosos (una cavidad muy pequeña en la piel que contiene la glándula sebácea para las glándulas sebáceas y las raíces del cabello. ) e inflamación (inflamación de las glándulas sebáceas).

La foliculitis es el tipo más común de foliculitis y se caracteriza por una capa blanca que se puede formar en el cabello o el cuero cabelludo de una persona. Otro tipo se llama seborrea, que se caracteriza por el enrojecimiento del cuero cabelludo, los tallos del cabello y otras áreas de la piel, o una coloración amarillenta de la piel, el cuero cabelludo y el cabello. También existen otros tipos de foliculitis, que no son tan frecuentes, como la psoriasis y el pie de atleta.

Afortunadamente, existen varios tratamientos disponibles para reducir la gravedad de este problema común. Muchas personas optan por tratar su propia foliculitis en casa. Sin embargo, si tiene una afectación extensa de la piel, es posible que deba consultar a un dermatólogo. Las opciones de tratamiento para los tipos más graves de foliculitis incluyen el uso de corticosteroides tópicos, medicamentos antiinflamatorios orales y / o antibióticos orales.

Los corticosteroides tópicos más comunes son minoxidil y finasteride. Ambos medicamentos se pueden aplicar por vía tópica en el cuero cabelludo o en las áreas afectadas del cuerpo. Ambos pueden ser relativamente rápidos, aunque tienden a ser lentos con el tiempo. El minoxidil es más eficaz para adelgazar y tensar el cabello áspero, dañado y enmarañado, mientras que la finasterida es mucho mejor para promover el crecimiento del cabello sano y más grueso.

Es importante usar medicamentos tópicos con regularidad para detener la progresión de la foliculitis

Si no sigue las instrucciones de su médico y detiene el tratamiento, la afección puede empeorar y causar cicatrices permanentes.

Los medicamentos antiinflamatorios orales, incluida la prednisona, también se pueden usar para la foliculitis leve a moderada. Estos medicamentos tienen varios usos, aunque estos tipos de medicamentos orales tienen algunos efectos secundarios, especialmente si se toman durante un tiempo prolongado. Los efectos secundarios incluyen mareos, náuseas, vómitos y dolor abdominal. Es mejor hablar con su médico sobre los posibles efectos secundarios de los medicamentos que está considerando.

Muchos pacientes con foliculitis encuentran alivio con los medicamentos antiinflamatorios orales cuando combinan este tratamiento con un buen régimen de limpieza. Esto incluye beber mucha agua, que limpia su sistema y elimina los desechos que están causando su condición.

También hay muchos remedios naturales disponibles para tratar la foliculitis. Muchos de estos productos son relativamente económicos, fáciles de usar y no tienen efectos secundarios desagradables de los que preocuparse. Pueden ser particularmente efectivos si la causa subyacente de su afección es un desequilibrio hormonal (como una disfunción tiroidea).

Cuando usa remedios naturales para su foliculitis, es importante asegurarse de que también lleve una dieta saludable. Puede ser difícil evitar desarrollar más afecciones si no come bien. Comer demasiada carne roja, comida chatarra y cafeína puede provocar otros problemas de salud y empeorar la afección.

En casos más graves de foliculitis, es posible que deba visitar a su médico. Su médico puede recetarle medicamentos como antibióticos o esteroides tópicos para ayudar con la afección. También es posible que deba probar varios remedios caseros que ha encontrado en Internet para tratar su afección antes de encontrar el producto adecuado para ayudarlo.

Si cree que tiene una afección subyacente grave que causa su foliculitis, debe consultar a su médico de inmediato

Mientras esté bajo el cuidado de un profesional de la salud calificado, asegúrese de prestar atención a cómo responde su afección a sus tratamientos. Algunos tratamientos causarán efectos secundarios y solo deben usarse de manera ocasional. Asegúrese de discutir cualquier otro tratamiento posible con su médico antes de comenzar con uno nuevo.

La foliculitis puede ser difícil de tratar, pero es importante actuar ahora para evitar consecuencias más graves en el futuro. Si sufre de casos graves de foliculitis, puede tomar medidas para detener la afección y prevenir un daño mayor a su cuerpo.

Leave a Reply

Your email address will not be published.